Entre el home office y la oficina

Actualizado: ago 10

Conoce cinco puntos que te ayudarán a liderar mejor el proceso de trabajo híbrido entre los colaboradores.



Por Staff Talisis Review


Organizaciones y empresas, dependiendo de la situación y nivel en el que se encuentre la pandemia por Covid-19 en sus localidades, así como el avance de la vacunación, han adoptado el sistema híbrido de trabajar en formato home office y presencial en oficina.


Para que este proceso sea lo más ordenado posible, sin perder de vista los objetivos, la productividad y el bienestar del colaborador, es importante tomar en cuenta algunos factores.


La doctora Nancy de la Fuente, coach de liderazgo en la Universidad Regiomontana, nos comparte cinco puntos que debe revisar un líder para que esta dinámica de trabajo sea lo más eficiente y eficaz.


Ten apertura


Ante los cambios dinámicos y rápidos que están ocurriendo durante la pandemia, en diferentes rubros y sectores, es importante tener apertura hacia la innovación y a las nuevas tecnologías.


Un líder debe aprender rápido y entrarle sin miedo a los cambios.


A raíz de los confinamientos, el trabajo desde casa involucró cambiar las dinámicas de trabajo y el uso de plataformas digitales, por lo que adecuarse a éstas lo más rápido posible, y facilitar que toda la compañía lo hiciera, fue fundamental para continuar con el desempeño que se buscaba.


De igual manera, ante las nuevas necesidades que van surgiendo es importante estar abierto al cambio y pensar “fuera de la caja” para tomar los retos como oportunidades y crear nuevos proyectos de forma disruptiva.


Otorga capacitación constante


La plataforma que se usará para la comunicación interna y las reuniones será Teams, pero ¿todos están familiarizados con la plataforma? ¿Saben usar el drive?


Aunque tal vez para la generación Millennial sea algo básico, para quienes no están familiarizados es importante realizar capacitaciones en el uso de las tecnologías y las nuevas formas de trabajar, sobre todo sin gran parte del tiempo estará en formato home office.


Hay que invitar y ayudar a los colaboradores, de cualquier edad, a que acepten estos cambios, ya que son para mejorar y lograr las metas de la organización.


Sé empático


El trabajar desde casa también involucra estar al pendiente de la familia, sobre todo si los hijos se encuentran también estudiando a distancia.


Ante esto, como líder es relevante ser empático ante las diferentes situaciones que se presenten con los colaboradores buscando que sean productivos equilibrando su vida personal y laboral.


Si ya se encuentran trabajando de forma hibrida, es recomendable hablar con cada uno de los colaboradores para conocer sus circunstancias y ver si está dispuesto a asistir a la oficina, aunque sea algunas reuniones.


En cuanto a las herramientas de trabajo, como líder te debes asegurar de que todos cuenten con las herramientas, como la computadora, para trabajar desde casa.


Muchas empresas organizan cursos para impulsar el bienestar de sus colaboradores, como sesiones de mindfulness o de relajación, los cuales ayudan para crear comunidad y un balance entre el horario laboral.


Comunica de forma eficiente


La comunicación constante con los colaboradores ayuda a alinear los procesos que la organización está llevando a cabo, por una parte, y evita que haya confusión o información a medias.


Por ejemplo, se pueden organizar reuniones mensuales o bimestrales con el director general para que presente cómo va la empresa y sus unidades de negocio, qué resultados ha habido o los planes a seguir durante los próximos meses, pero también que sea una plataforma para dar ciertos avisos, como brindarles información sobre la vacunación contra el Covid-19 y otras noticias de interés general.


Mantente informado


Como líder, es relevante mantenerse informado de las últimas noticias relacionadas al Covid-19, sobre el avance de la vacunación, sobre los retos en la economía o sobre los cambios estratégicos que están realizando otras organizaciones a nivel mundial.


Al estar bien informado del panorama externo, junto con el conocimiento integral de la organización, se podrán tomar mejores decisiones estratégicas sobre el rumbo de la empresa y las políticas a abordar entre los colaboradores.